CCOO CLM intensifica su acción sindical para trasladar a la negociación colectiva los avances, aunque insuficientes, del RD-Ley de garantía de la igualdad de oportunidades

    Toledo, 12 de marzo de 2019. CCOO de Castilla-La Mancha valoramos los avances en igualdad que de manera general se recogen en el Real Decreto-Ley 6/2019, de 1 de marzo, de medidas urgentes para garantía de la igualdad de trato de oportunidades entre hombres y mujeres, basados en su mayoría en las propuestas presentadas por esta organización sindical dentro de las mesas de diálogo social, y las ya trabajadas en muchas de las negociaciones de convenios a nivel sectorial. Si bien, CCOO sigue insistiendo en la necesidad de revertir la reforma laboral para dar más protagonismo a la negociación colectiva, ámbito en el que deben implementarse muchas de estas medidas.

    12/03/2019.
    Huelga 8M

    Huelga 8M

    A pesar de esta valoración y de la necesidad consecuente de la convalidación del RDL, en opinión de CCOO la norma es muy deficitaria pues no va a permitir, en muchos aspectos, que los avances se implementen con la eficacia y rapidez que exige la igualdad efectiva tan largamente demandada por nuestra sociedad.

    El RD-Ley incorpora numerosas modificaciones legales que afectan, en líneas generales, a tres grandes grupos de materias: planes de igualdad y condiciones de trabajo, derechos de conciliación y derechos de protección social.

    Ante la entrada en vigor de este Real-Decreto Ley CCOO de Castilla-La Mancha “va a intensificar su acción sindical y se va a emplear a fondo para trasladar a la negociación colectiva, y por tanto, a las trabajadoras y trabajadores, los avances recogidos en materia de igualdad”, explican la secretaria regional de Acción Sindical y Formación Sindical de CCOO CLM, Carolina Vidal, y la secretaria regional de Mujeres e Igualdad del sindicato, Rosario Martínez.

    “Para CCOO es fundamental tratar la acción sindical de forma transversal, intentando que uno de sus ejes motores sea la igualdad, atajando de esta forma la desigualdad, discriminación y brechas de género que siguen impactando duramente sobre las mujeres”.

    CCOO CLM reunirá en los próximos días a las y los responsables de las áreas de Mujeres e Igualdad y de Acción Sindical de las Uniones provinciales y federaciones del sindicato en un plenario conjunto en el que se analizarán las mejoras en igualdad contenidas en el citado Real-Decreto Ley, y las acciones a desarrollar para que lleguen a la clase trabajadora de nuestra región.

    CCOO valora de forma muy positiva medidas como la bajada del umbral en el número de trabajadores y trabajadoras que deben tener en plantilla las empresas para que se vean obligadas a negociar planes de igualdad. Una medida que veníamos reivindicando y que es imprescindible en una región como la nuestra, con un tejido productivo en el que predominan las pequeñas y medianas empresas.

    Las empresas tendrán obligación de elaborar y aplicar planes de igualdad cuando cuenten con 50 o más personas trabajadoras (hasta ahora solo quedaban obligadas las empresas de más de 250 personas en plantilla). Esta obligación se efectúa de manera paulatina y por tramos. Esta modificación es un importante avance, pero, insistimos, en la necesidad de revertir la reforma laboral de 2012 en materia de negociación colectiva y para que se establezcan legalmente las garantías de negociar estos planes de igualdad.

    Respecto al contenido y elaboración de estos planes se han incorporado algunas de nuestras reivindicaciones: ampliando las materias que deben tratarse (retribuciones, ejercicio corresponsable de los derechos de conciliación..); recogiendo la obligatoriedad de negociar con los representantes de los trabajadores y trabajadoras también el diagnóstico previo; incorporando la obligación de registrar los planes en un registro público que se crea como parte de los registros de convenios y acuerdos colectivos de trabajo, y modificando la Ley de infracciones y sanciones para perseguir los incumplimientos empresariales en relación a los planes y medidas de igualdad.

    CCOO va a redoblar sus esfuerzos para que estos planes de igualdad se negocien realmente en las empresas, haciendo un diagnóstico de la situación de desigualdad en cada uno de los centros de trabajo con el objetivo de implementar acciones positivas para eliminar cualquier tipo de desigualdad y discriminación.

    Se incluyen también en este Real Decreto medidas para la igualdad retributiva, mejorando también la ley para garantizar la ausencia de discriminación en la definición de grupos profesionales. Sin embargo, se ha renunciado a incorporar en la ley herramientas, recomendadas por la Comisión Europea, que garanticen una evaluación de los puestos de trabajo no sexista y que establezcan con claridad las obligaciones de transparencia en materia retributiva por parte del empresario. La nueva norma solo obliga al empresario a llevar un registro con los valores medios de los salarios y complementos salariales y extrasalariales. Sin negar el avance introducido, CCOO considera que se trata de una modificación legal poco ambiciosa.

    Respecto a la protección de las personas trabajadoras en el empleo, se incorpora la presunción de nulidad del despido de la trabajadora embarazada durante el período de prueba, recogiendo así jurisprudencia europea. La protección frente al despido (con obligación de readmisión si el despido es improcedente) cuando se ha suspendido el contrato por nacimiento, adopción o acogimiento, se amplía hasta los doce meses. En el caso de despidos por causas objetivas el empresario deberá acreditar además que dicha causa requiere concretamente la extinción del contrato de la persona referida. Todo ello merece una valoración muy positiva.

    El RD recoge también mejoras en derechos de conciliación y promoción de la corresponsabilidad, en materia de adaptación de jornada por motivos de conciliación, permisos por lactancia, por paternidad, etc. Sin embargo, en relación a las reducciones de jornada se mantiene la reforma del PP que obliga a la persona trabajadora a concretar la reducción dentro de “su jornada ordinaria”.

    En materia de protección social, se incorpora una nueva prestación para el ejercicio corresponsable del cuidado del lactante o se recuperan las cotizaciones a la Seguridad Social para los cuidadores no profesionales.

    CCOO señala que muchos de los avances proclamados requieren la inevitable participación de los representantes legales de los trabajadores y trabajadoras, por lo que insiste en reclamar la derogación de los aspectos más lesivos de la reforma laboral, a fin de corregir los desequilibrios actuales de las partes y recuperar el protagonismo transformador y corrector de desigualdades, que tiene la negociación colectiva.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.