CCOO CLM urge a atajar el fraude y abuso que se produce “con demasiada frecuencia” en las becas

  • CCOO CLM denunciamos que la figura de las becas o las prácticas no laborales encubre con demasiada frecuencia relaciones laborales.

Toledo, 8 de mayo de 2019. En el Día Internacional del Becario (y de la Becaria), CCOO de Castilla-La Mancha denuncia la “mala utilización” que se produce en la actualidad de las becas, que “más que para la formación, se emplea para ocupar puestos de trabajo fuera del amparo y garantías que ofrece un contrato laboral” y urge a atajar este fraude y abuso.

08/05/2019.
¿Becas o Trabajas?

¿Becas o Trabajas?

Las becas a principios de los 90 fundamentalmente se daban dentro del ámbito de la investigación universitaria, pero poco a poco su presencia se ha extendido a todos los ámbitos laborales y sectores productivos, señala la secretaria de Empleo y Políticas Sociales de CCOO CLM, Mª Ángeles Castellanos.

A esta realidad de precarización, -con los abusos en las becas-, se enfrentan sobre todo las personas jóvenes, quienes presentan un perfil de precariedad laboral preocupante. Así, según la EPA en el primer trimestre de 2019 en Castilla-La Mancha hay 189.600 personas que tienen entre 16 y 24 años, el 48% de las cuales son mujeres.

Si comparamos los datos con los de hace 10 años, la población joven ha bajado en Castilla-La Mancha un 17%, lo que supone 38.000 jóvenes menos que a principios de 2009.

Si analizamos la relación con la actividad económica, de este total de población joven forman parte de la población activa 67.400, el 43% de las cuales son mujeres, pero como sabemos ser parte de la población activa no implica estar ocupada, así las personas jóvenes ocupadas en Castilla-La Mancha son apenas 41.000, de las cuales el 39% son mujeres, señala Castellanos.

Podemos profundizar más, en el primer trimestre del año la población joven asalariada de la región se sitúa en 39.000 personas, de las que un 67% tiene contrato temporal.

CCOO CLM señala que, como podemos observar con estos datos, la ocupación entre las personas más jóvenes es muy escasa y al igual que ocurre para el conjunto de la población, entre las mujeres el problema es aún mayor, si suponen el 48% de la población joven, tan solo suponen el 39% de la población joven ocupada.

El panorama no es mucho mejor si nos fijamos en los salarios, según los datos de la Agencia Tributaria, en Castilla-La Mancha el salario medio anual de quienes tienen entre 18 y 25 años es de 6.152 euros

Ante situaciones de precariedad la población joven está emigrando, un problema que afecta más a las zonas rurales que se enfrentan al problema de despoblamiento y de envejecimiento, advierte la secretaria regional de Empleo y Políticas Sociales de CCOO CLM, quien añade que la emigración exterior en el periodo 2008-2018 ha sido de 17.456 jóvenes con edades entre los 15 y los 24 años, si ampliamos hasta los 30 años la cifra sube hasta 36.488 personas y hasta las 56.341 si ampliamos hasta los 35.

En este contexto de precariedad, “las becas lejos de cumplir una función como complemento formativo se han convertido en un sistema que desprecia a las personas jóvenes y su formación, -por cierto mucho más apreciadas fuera de nuestras fronteras-, con becas fraudulentas y sin ningún tipo de control, porque no se encuentran al amparo de un convenio con un centro de estudios, ni reguladas por legislación alguna”, advierte Castellanos.

CCOO CLM denunciamos que la figura de las becas o las prácticas no laborales encubre con demasiada frecuencia relaciones laborales. Por eso defendemos que las prácticas curriculares, las que deben hacerse obligatoriamente en el ámbito de los estudios reglados, sean reguladas a través de un marco de calidad (o ‘estatuto del becario’) que asegure una contraprestación económica suficiente, tutorización efectiva, limitación y control horario, limitación porcentual de jóvenes en prácticas sobre la plantilla de la empresa y acceso por parte de la representación legal de los trabajadores (RLT) en la empresa a toda la información relativa a quienes estén desarrollando becas.

Por otra parte, apostamos por la conversión en contratos laborales de todas las prácticas no laborales extracurriculares, dado que ya hay suficientes fórmulas contractuales bajo la cobertura del Estatuto de los Trabajadores para asegurar la transición de la formación al empleo.

Igualmente pedimos más Inspección de Trabajo para evitar fraudes, concluye la secretaria regional de Empleo y Políticas Sociales de CCOO CLM.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.